Causas y síntomas de la hemoglobina baja

La hemoglobina es una proteína de gran importancia para el adecuado funcionamiento del cuerpo humano pues además de encargarse de aportar la tonalidad roja tan característica de la sangre, transporta el oxígeno para que este pueda llegar a los diferentes tejidos y sistemas que hacen parte del organismo. Considerando que es fundamental que la hemoglobina se mantenga en sus niveles adecuados, hablaremos un poco sobra las causas y síntomas de la hemoglobina baja pues esta es una de las variaciones que suele darse con mayor frecuencia en la salud humana.

El hallazgo de hemoglobina baja es un indicador de que el cuerpo no está produciendo la cantidad apropiada de glóbulos rojos, lo que interfiere con el adecuado transporte de oxígeno y el poder contar con la energía necesaria para llevar a cabo las actividades cotidianas. Es común que esta condición sea asociada a una baja en los valores de vitaminas B12 y Hierro, por tanto es frecuente la presencia de anemia en estos pacientes.

Causas de la hemoglobina baja

Si bien pueden variar según el laboratorio, es importante señalar que cuando los exámenes de sangre reflejan que la hemoglobina se encuentra por debajo de los 12.1 y 15.1 g/dl en mujeres, 13.8 y 17.2 g/dl en hombres y 14 y 24 g/dl en niños, es posible determinar una baja en los niveles de esta proteína. A pesar de que las causas son bastante diversas y merecen el estudio de la totalidad de la historia clínica por parte del profesional de la salud, los factores más frecuentes que llevan a esta condición son los diferentes tipos de anemia, la pérdida pronunciada de sangre por cirugías, accidentes y la menstruación además de todas aquellas enfermedades que afectan la producción de glóbulos rojos tal y como es el caso del cáncer, los trastornos de la médula ósea y la cirrosis hepática.

La disminución en la ingesta de nutrientes del complejo B, folato, hierro y vitaminas B6 y B12 también puede tener mucho que ver con este desequilibrio.

Tratamientos para la hemoglobina baja

Existen muchos medios disponibles para aumentar los niveles de hemoglobina lo importante es determinar la causa especifica en cada paciente pues de ello dependerá una solución acertada. Alternativas como ajustar la dieta para darle prioridad a productos como el pescado, la remolacha, miel y el hígado suelen ser muy útiles.

Los suplementos debidamente formulados también son un gran recurso, sin embargo tal y como ya lo mencionamos todo estará sujeto a criterio médico.

 

 

 

 

 

Marcar el Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *